Ella

En cada universo una caracola de infinitos perlada, girando, recién creada en el mar, en todos los mares posibles: Mujer, meciéndose, en un sentir bravo y lánguido, un sentir de océano. Electrizada de soles, de lumbres, de rayos que encuentran su cobijo en el tacto redondo de su cuerpo, se da: bosque de coral mecidoSigue leyendo “Ella”

No me dejes

NO ME DEJES Enredada en un nudo de vientos, al borde del acantilado, quebrada, veo hundirse la arena. Y por mis muros rotos pasan las aves amarillas de la desolación. El fuego no me quema ni me hiere, sólo tu rostro sin mirada. No me dejes, no, no me des tu espalda gigante como unSigue leyendo “No me dejes”