Sinfonía magenta (prosa poética espiritual)

Tomas la libertad y extiendes tus palmas al infinito. Aires malvas de renovación continua te ascienden más y más, hasta ser un huracán de conocimiento. Por el ojo de tu frente penetra el abismo de oro. Te meces en danza etérea; eres nota silbante y eterna. Aspiras el perfume de la rosa espiral, incesante. ElSigue leyendo “Sinfonía magenta (prosa poética espiritual)”

Amarrar el corazón a un viento de hayas, y leer las páginas plenas y plenas de estrellas. Notar un pájaro vivo sembrando de honduras el pecho,  exhalar el aliento de la Tierra. Sentir cosquillas en la sangre o cósmicas mariposas despertando. Y una mañana dormida en la lengua haciéndose palabra. 14. Concerto No. 11 inSigue leyendo

HOMBRE Criatura con cuarzos en la sangre, de barro quebrado por la furia de los soles. Flecha que no conoce a su arquero atravesando la bruma. Hombre en semisombra, sembrador, asombrado. Gota desprendida de un lagrimal de oro, resbalando ciegamente hacia la fusión de otras gotas.